Bfa 1

  • Ambos bailarines y coreógrafos están al frente del Ballet Flamenco de Andalucía, Estévez es el director y Paños, director escénico y coreógrafo.
  • “Nunca nos olvidamos de dónde venimos, de las trincheras”

Rafael Estévez y Valeriano Paños son un tándem que funciona con una eficacia de manual. Desde que en 2003 fundaran su propia compañía, son de los artistas más prolíficos de la danza española, bien juntos o cada uno haciendo sus propias propuestas. Estevez-Paños, se conocen así, con el guión en medio de los dos nombres.

Por eso cuando decidieron presentarse a la dirección del Ballet Flamenco de Andalucía el proyecto tuvo que ser de los dos, aunque por motivos administrativos y de convocatoria, la dirección haya recaído en Rafael Estévez que cuenta con Valeriano Paños en el apartado de coreografía y dirección escénica. El tándem no podía separarse, porque en este caso, más que en muchos, la frase de la “unión hace la fuerza” es una contundente realidad.

El Ballet Flamenco de Andalucía es la única compañía de Flamenco institucional de una Comunidad Autónoma. Creada en 1994, tuvo como primer director a Mario Maya, y por ella han pasado directores como María Pagés, quien ganó en 1997 el Premio Nacional de Coreografía por su obra “El perro andaluz. Burlerías”; José Antonio, Cristina Hoyos, Rubén Olmo, Rafaela Carrasco y ahora Estévez-Paños.

En el repertorio de esta Compañía hay obras de coreógrafos como Antonio Gades, Manolo Marín, Eva Yerbabuena, Javier Barón, Alejandro Granados, Rafael Campallo, además de los directores antes nombrados.

Al cumplirse el contrato de la anterior directora, Rafaela Carrasco, quien por cierto ganó el Giraldillo al mejor espectáculo de la XVIII Bienal de Flamenco con el montaje sobre los 20 años del Ballet, el Instituto Andaluz de Flamenco, organismo dependiente de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, abrió el plazo para la nueva dirección, que finalmente recayó sobre Estevez-Paños con un proyecto titulado, “Aquel Silverio…”, que en palabras de sus creadores, “tiene como objetivo mostrar un flamenco actual hecho desde el respeto, el conocimiento y enaltecimiento de la raíz y los pilares fundamentales de este arte”.

Para Estévez-Paños, la realización de este proyecto supuso una intensa labor de investigación y estudio de diferentes fuentes sobre el flamenco, su historia y sus protagonistas, eligiendo finalmente la figura de Silverio Franconetti, “nosotros hemos trabajado sobre una línea basada en la investigación, recuperación, análisis, estudio y reconstrucción de formas de bailes, cantes, músicas y toques que están hoy casi en desuso, para ir a la herencia que nos dejaron aquellos artistas pioneros, que con Silverio Franconetti, una figura determinante para lo que hoy es el flamenco, porque sentó muchas bases de las que partimos”, dice Rafael Estévez.

 

Bfa 2Los perfiles
Valeriano Paños nació en Barcelona en 1976 pero en seguida se muda con su familia a Córdoba.  Con seis años empieza en una academia de baile, y con doce entra en el Conservatorio de Danza de Córdoba, estudiando con maestros como Eva Leyva, Nuria Leyva y Araleo Moyano, Javier Latorre, Rosa Naranjo, Maestro Granero, Manolete y Carmina Ocaña. 

Se da la circunstancia que con 17 años Valeriano Paños entra en el elenco de la entonces Compañía Andaluza de Danza bajo la dirección de Mario Maya. “Es como un círculo que se cierra, porque comencé mi carrera profesional en Sevilla en la Compañía Andaluza y ahora estoy de nuevo en el Ballet”, dice.

Rafael Estévez nació en Huelva en 1979. Sin antecedentes artísticos en su familia, con tres años se subió al escenario. Recuerda que tomó sus primeras clases de niño con Rafael El Negro, para posteriormente tener como maestros a Manolo Marín, Carlos Robles y Merche Esmeralda, con quien estudia en Madrid. 

Ambos artistas se encuentran en una producción de la Compañía de Joaquín Cortés donde coinciden como bailarines, “nos llevó nuestra manera de pensar a asociarnos. Teníamos muchísimas inquietudes de trabajar juntos y en el 2003 formamos Tres por Dos, porque queríamos sacar nuestra manera de expresarnos y concebir la línea de trabajo que luego ha llevado la Compañía Estevez-Paños, que ha sido mirar hacia atrás para encontrar nuestra verdad, es muy importante la autenticidad y la verdad en la danza, sobre todo para defender tu trabajo”, afirma Valeriano Paños.

Juntos fueron los coreógrafos y primeros bailarines de “Flamenco Hoy” de Carlos Saura, creando piezas para Pastora Galván, Rocío Molina o Concha Jareño. En 2012 Rafael Estevez hizo la dirección artística del espectáculo de Miguel Poveda que inauguró la Bienal de Flamenco de ese año.

Bfa 3

El Trabajo
“Las ideas, dice Valeriano Paños, suelen ser de Rafael y la ponemos sobre la mesa. Rafael me pone la cabeza hasta las topes de fechas, años y estilos, y a partir de ahí hacemos una labor de investigación musical muy exhaustiva. Miramos la época, los pintores, las artes plásticas, los movimientos estéticos, y nos gusta involucrar al equipo artístico en el proyecto”.

Valeriano Paños no se plantea si es más bailarín que coreógrafo o a la inversa, “cuando uno dirige y tiene que coreografiar, cuando gastas tanta energía a tu faceta como intérprete no le echas todo el tiempo, pero esto de la danza llena muchísimo. Es tan gratificante…”.

Ambos tienen estilos de baile completamente distintos, “pero sí ocurre que a veces cosas que parece ha creado Rafael las he creado yo, y viceversa, y eso nos gusta. Cada uno tiene su potencial en cosas concretas, pero hay parte de nuestras creaciones que la gente no adivina de quien son. Rafael tiene una formación de bailaor, pero con mentalidad de bailarín, porque está abierto al aprendizaje constante. Yo tengo una formación de bailarín y respiro danza, pero disfruto muchísimo con el flamenco”.

Se atreven también con otros estilos, por ejemplo con la danza contemporánea, “porque no queremos dejar de aprender. La obra “Flamenco 21” marcó en nosotros una apertura. Trabajamos con Antonio Ruz, miramos hacia atrás e hicimos nuestra danza. Nuestros montajes, ya pueden ser flamencos o experimentales, siempre tiene un arraigo de mucho peso, con concepto más o menos contemporáneo. Hacemos mucho hincapié en el contacto con Juan Cruz de Garaio Esnaola, con quien coincidimos en “Romance” y fue un trabajo maravilloso. No habíamos experimentado nunca tener que hablar, por ejemplo, o hacer cosas mucho más teatrales. Juan nos ha abierto un camino grandísimo”, dice el bailarin cordobés.

 

El Ballet Flamenco de Andalucía
Bfa 4Se presentan a la convocatoria del Ballet Flamenco de Andalucía porque querían seguir trabajando con las facilidades que puede aportar una compañía institucional. “Rafael y yo nos ha´biamos planteado años atrás presentarnos a las convocatoria del Ballet, y éste ha sido el año y por suerte nos han escogido”, informa Paños. 

“Yo creo que también somos de lo que surge en el momento y sabemos que estamos preparados”, afirma Rafael Estévez. “Nos habían dicho antes que porqué no nos presentábamos, tanto para el de Andalucía como para el Ballet Nacional. Nunca lo habíamos hecho. Sí constatábamos que había un deseo de la profesión de querer vernos en estas labores. Y yo creo que estábamos en un momento de madurez y dijimos… es la hora”, se reafirma Estévez.

Confiesan que ha sido cómodo llegar a la compañía institucional, “ha sido mucho más cómodo de lo que pensábamos. El equipo técnico y de producción es maravilloso. Hay una realidad en nosotros, y es que no se nos olvida de donde venimos: venimos de las trincheras. Durante toda nuestra vida hemos estado trabajando free-lance, y con muchísimo esfuerzo. Las compañías privadas trabajan con una mochila a cuestas increíble. Sin estudio, alquilando, sin organización… El Ballet Flamenco de Andalucía es un regalo. ¿Sabes la sensación de poderle exigir a un bailarín el cien por cien sin pensar que no le estoy pagando o le pago mal?.... eso es genial”. 

Ambos están cumpliendo los planes con los que se habían comprometido. “Ya está estrenado y girando “Aquel Silverio…” y también hemos puesto en marcha el proyecto “Cantera” que es un programa didáctico a realizar con los bailarines de la compañía de cara a la creación coreográfica”.
Tienen un contrato hasta tres años, “es corto, porque pasa volando. Lo lógico serían cinco años porque de esta manera se forman buenos artistas e incluso coreógrafos que puedan desarrollarse como creadores. Hay gente joven con inquietudes y con talento pero que no tienen una dirección para llevarlo a término”..

“Aquel Silverio… ha sido muy bien recibido por público y crítica, y la sensación es en general positiva. En el 2017 la gira esá nacional con alguna salida esporádica al extranjero, y en 2018 será la gira internacional.

Para 2018 también tienen que realizar el espectáculo del Festival Lorca y Granada, “que ya está escrito el nuevo espectáculo, con su diseño, vestuario y todo. En poco tiempo Valeriano y yo empezaremos a construirla”.

Ambos tienen una forma de montar que dicen tarda más pero que les resulta más efectiva, “construimos con respecto al bailarín con el que estamos trabajando. Nos resulta mucho mejor porque captamos la energía del grupo. Algo en la cabeza hay, pero muy borroso, tienes la sensación, pero hasta que no trabajas con las personas, no lo tienes claro”, dicen al alimón.

El perfil del bailarín del Ballet Flamenco de Andalucía es de bailaor-bailarín, “lo que somos Rafael y yo”, dice Paños. “Creemos que el lenguaje de la compañía, el principal, es el flamenco, pero en Silverio hay también un poco de Escuela Bolera y algo más estilizado, pero siempre desde el lenguaje del flamenco actual”. 

Creen que su próximo salto no está en el Ballet Nacional de España, “yo creo que cuando terminemos en Andalucía volveremos a la compañía a hacer algo o muy experimental como “Bailables” o puede ser Clásico Español o Flamenco…, pero lo que nos apetezca. El tiempo lo dirá”… afirman Estévez-Paños, ese tándem de la Danza Española que sin duda ya ha sentado más de una cátedra. El tiempo dirá lo que ha de venir.

Bfa 5

Nuevo
Buscador

Agenda cultural

Taxi
Teatro La Latina (Madrid)
Hola borreguetes
Teatro Cofidis Alcázar (Madrid)
Juguetes rotos
Teatro Español de Madrid - Sala Margarita Xirgu
Pantomima Full
Teatro Cofidis Alcázar (Madrid)
Unamuno: venceréis pero no convenceréis
Teatro de La Abadía - Sala Juan de la Cruz
Hablar por hablar
Teatro Bellas Artes (Madrid)
El ángel exterminador
Teatro Español de Madrid - Sala principal
Voltaire / Rousseau. La disputa
Teatro María Guerrero (Centro Dramático Nacional)
Espinete no existe
Teatro Infanta Isabel (Madrid)
Burundanga
Teatro Lara. Sala Cándido Lara (Madrid)
La familia Adams
Teatro Calderón (Madrid)
La Flauta Mágica, mi primera ópera
Teatro Bellas Artes (Madrid)
Leo Harlem - Hasta aquí hemos "llegao"
Teatro Infanta Isabel (Madrid)
Caperucita Roja, tu primera ópera
Teatro Bellas Artes (Madrid)
El Rey León, el musical
Teatro Lope de Vega (Madrid)
Redes sociales
facebookTwitter whatsapp logo 3InstagramYoutube
JSN Nuru template designed by JoomlaShine.com

Este sitio web usa cookies para mejorar nuestros servicios y su experiencia al usarlo. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de privacidad.

Acepto las cookies de este sitio