Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
  • Inicio
    • Faun(e) by david dawson 3
      Javier_Gutierrez_JSD_003
      Jose Padilla 1
      jesus_cimarro_4
    • Maria Fernanda DOcon
      Lina Morgan 1
      Remansos Nacho Duato
      Diversas_Mujeres_-_1
    • NOTICIAS

      Últimas noticias

      El Mago Pop Presser_Emilio Madrid_8056
      OC 2024 - cartel A4
      2024_junio10_presentacintemporada24-25_teatroabada_292
      Maria Fernanda DOcon

      Lo más visto

      Premios Musicales 20240610
      teatro-viernes-teatro-luchana-madrid_img_1641305
      Dolores
      Circo_a_escena_2022
  • Anuarios
  • Revistas en papel
  • Boletines
  • Inicio
    • Faun(e) by david dawson 3
      Javier_Gutierrez_JSD_003
      Jose Padilla 1
      jesus_cimarro_4
    • Maria Fernanda DOcon
      Lina Morgan 1
      Remansos Nacho Duato
      Diversas_Mujeres_-_1
    • Últimas noticias

      El Mago Pop Presser_Emilio Madrid_8056
      OC 2024 - cartel A4
      2024_junio10_presentacintemporada24-25_teatroabada_292
      Maria Fernanda DOcon

      Lo más visto

      Premios Musicales 20240610
      teatro-viernes-teatro-luchana-madrid_img_1641305
      Dolores
      Circo_a_escena_2022
  • Anuarios
  • Revistas en papel
  • Boletines
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Año VIINúmero 356
17 JUNIO 2024

Micomicón presenta «Nuestros muertos», con texto y dirección de Mariano Llorente

Una escena de la obra

Una mujer octogenaria acepta tener una entrevista con el preso de ETA arrepentido que mató a su hijo en uno de los llamados encuentros restaurativos que comenzaron en Nanclares de Oca en 2011. Durante la conversación, que alterna la serenidad, los flashbacks, e incluso el buen humor con una tensión y un dolor a veces difíciles de soportar, se van desgranando muchos de los temas esenciales de estos años en que ETA ocasionó más de ochocientos muertos rompiendo miles de familias.

Con María Álvarez, Carlos Jiménez Alfaro, Clara Cabrera y Javi Díaz

Pero también, durante este diálogo plagado de silencios y preguntas sin respuesta, la mirada se va a ir hacia la represión franquista, que arrebató la vida del padre de la anciana ochenta años antes y provocó una dictadura de casi cuarenta años y dejó más de cien mil desaparecidos por todo el país. Así pues, este es un diálogo donde el coche bomba convive con las pistolas de una cuadrilla de falangistas, para adentrarnos en la soledad de quien fue víctima de ambos.

El perdón no depende de nuestra voluntad. Ni de la tuya ni de la mía… Vamos a empezar por escucharnos.

«Nuestros muertos» es una conversación, un diálogo. Poco más. Un encuentro entre dos personas unidas por un vínculo terrible: el asesinato de un hijo. La mirada que nos atraviesa es, por un lado, la mirada de quién accionó el detonador y, por otro, la de la madre que escucha. Hay silencios difíciles y revelaciones muy duras entre el preso arrepentido de ETA y la anciana que perdió al hijo. Detrás de las palabras, siempre torpes, insuficientes, hay un mar de recuerdos convulsos y de vida que aflora, que va y viene, que va y viene, que va y viene…Y esa marea nos va a llevar del instante preciso en que un hombre que fumaba un cigarro en un descanso del trabajo es despedazado por un coche bomba en 1989 al momento exacto en que un alcalde republicano recibe un tiro en la nuca y es arrojado a una fosa en 1936. Y entonces la anciana, que era madre, sólo madre de un hijo brutalmente asesinado, deviene en niña de 8 años y se transforma en hija de un padre brutalmente asesinado.

 

Mariano Llorente obtuvo en 2015 el Premio Nacional de Literatura dramática y el Premio Max a Mejor Autoría teatral

«Nuestros muertos» un diálogo pendular a cuatro voces entre víctimas y verdugos; entre la posibilidad de perdón y la traición; entre dos fuerzas que marcaron profundamente la historia reciente de nuestro país

 

«Nuestros muertos» es un juego de espejos en el que la violencia de una cuadrilla de falangistas y la de un comando de ETA se mira a los ojos para asombrarse, para interpelarse, para interrogarse. Y restallan alguna preguntas insoportables: «También nosotros hubiéramos matado a Lorca por españolazo? Al fin y al cabo, matamos a José Luis López de Lacalle después de comprar los periódicos de la mañana». Nuestra anciana es una víctima total y como tal se cuestiona con un dolor resignado la muy distinta consideración que tienen su hijo o su padre según sean víctimas de una u otra violencia.

Micomicóm ha recorrido con sus espectáculos muchos malos momentos de nuestra historia y, a través de los textos de Laila Ripoll y Mariano Llorente han sido llevados a escena ecos de guerras latinoamericanas y traumas de nuestra sempiterna guerra civil, hemos visitado hospicios con olor a pis y sangre, hemos pedido insistentemente la bicicleta robada a nuestro pariente ejecutado, hemos abierto cajas cuyos secretos nos han llevado a conocer lo que escondía la palabra Jasenovac, hemos abrazado en un doloroso homenaje a aquellos españoles que acabaron en Mauthausen y hemos entendido con espanto el origen de muchos de esos malos momentos cuando nos adentramos en las causas y consecuencias de la guerra del Rif.

Con «Nuestros muertos» nos tocaba hacer una visita a una violencia mucho más cercana, de ayer mismo, la violencia descarnada de ETA, insoportable aún, que muchos jóvenes, sorprendentemente, desconocen.

 

 

Noticias relacionadas
Homo_Ausente
Sollertinsky_4_-_foto_de_Leon_Velasquez
Colectivo_Argonautas
IF29
Hasta-que-la-muerte-nos-separe
LAS NINAS DE CADIZ 09 2
Últimas noticias
El Mago Pop Presser_Emilio Madrid_8056
OC 2024 - cartel A4
2024_junio10_presentacintemporada24-25_teatroabada_292
Maria Fernanda DOcon
Faun(e) by david dawson 3
Javier_Gutierrez_JSD_003