Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
  • Inicio
    • T24 El Padre 022
      Retrato Editorial por Pablo Lorente
      ISAMAY BENAVENTE_1_©FOTO Miguel Angel Fernandez
      Clara 1 Masescena 4
    • Lina Morgan 1
      Remansos Nacho Duato
      Diversas_Mujeres_-_1
      Nuria_Espert_-_Sergio_Albert_Fundacion_SGAE_2
    • NOTICIAS

      Últimas noticias

      Ayer intente suicidarme
      Aida Colmenero
      Experiencia La Joven
      Cartel Taller Danza Tradicional madrileña

      Lo más visto

      Teatro_Rojas_-_01
      la-verbena-de-la-paloma 2024
      PG Zeus 31 ©️ Jero Morales
      Juan Mayorga Teatro La Abadia 1
  • Anuarios
  • Revistas en papel
  • Boletines
  • Inicio
    • T24 El Padre 022
      Retrato Editorial por Pablo Lorente
      ISAMAY BENAVENTE_1_©FOTO Miguel Angel Fernandez
      Clara 1 Masescena 4
    • Lina Morgan 1
      Remansos Nacho Duato
      Diversas_Mujeres_-_1
      Nuria_Espert_-_Sergio_Albert_Fundacion_SGAE_2
    • Últimas noticias

      Ayer intente suicidarme
      Aida Colmenero
      Experiencia La Joven
      Cartel Taller Danza Tradicional madrileña

      Lo más visto

      Teatro_Rojas_-_01
      la-verbena-de-la-paloma 2024
      PG Zeus 31 ©️ Jero Morales
      Juan Mayorga Teatro La Abadia 1
  • Anuarios
  • Revistas en papel
  • Boletines
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Año VIINúmero 353
26 MAYO 2024

Temporada Alta cerró la 30ª edición liderando un retorno progresivo a la situación prepandémica con 57.622 asistentes a los espectáculos y actividades

Infografía de los resultados de Temporada Alta en 2021

Temporada Alta ha puesto el punto final a su 30.ª edición, marcada inevitablemente por la pandemia, liderando un retorno progresivo a la situación previa al embate del Covid-19.

La cifra total de participantes en el festival que se eleva a 57.622 personas –61.605 en 2019– es el resultado de sumar los espectadores de sala (45.947) con los asistentes a las actividades complementarias (2.256), los participantes del proyecto A Tempo (2.837) y este año también los espectadores de A Distancia (6.582).

El retorno de la programación internacional, con 15 espectáculos de 14 países, y los eventos de internacionalización como la Semana de Programadores o el Satélite IETM, han marcado esta edición
El festival ha producido o coproducido este año 26 espectáculos, 19 de los cuales ya tienen garantizada una gira o temporada en teatros nacionales o internacionales, como L’oncle Vània o I només jo vaig escapar-ne (Solo yo escapé)
6.779 personas se han beneficiado de los programas sociales y educativos del festival y 2.693 estudiantes y 111 docentes de 53 centros educativos han participado en las más de 141 actividades organizadas en el marco de A Tempo, Artes y formación, la cifra más alta desde el inicio del proyecto el 2017

Otro dato positivo ha sido las 45.947 personas que han asistido a los espectáculos de sala de Temporada Alta –una cifra más próxima al 2019 (53.086 personas) que al 2020 (12.991)– y que representa un 86,63% de ocupación.

En un año marcado todavía por la incidencia de la pandemia, el festival ha mantenido los protocolos sanitarios y ha ido adaptándose a las medidas sanitarias marcadas por las autoridades. El festival empezó con un 70% de aforo a la venta y pocos días después se ampliaron al 100%. Por la ampliación de aforos, y por la apertura de nuevas funciones de los espectáculos agotados, se han puesto a la venta unas 14.908 nuevas entradas a medida que ha ido avanzando el festival.

La recuperación de la programación internacional, con grandes nombres de la escena a nivel mundial, ha sido uno de los hitos más destacados. En total se han acogido 15 espectáculos de 14 países. Este hecho, sumado a la reanudación de las líneas de internacionalización que impulsa desde hace años el festival, han hecho que Temporada Alta vuelva a posicionarse cómo uno de los acontecimientos donde las compañías de todas partes presentan sus últimas producciones.

Durante los más de dos meses que ha durado el festival se han ofrecido un total de 104 espectáculos en 211 funciones. Únicamente se han tenido que suspender 2 obras programadas: las representaciones de El.lipsi, por enfermedad de una de las actrices y Ombres de plata, que salió de la programación por temas organizativos.

Temporada Alta ha acogido 43 estrenos y 26 producciones o coproducciones, 19 de las cuales tienen garantizada gira o temporada en teatros. Es el caso, por ejemplo, de L’Oncle Vània,  I només jo vaig escapar-ne, o Història d’un senglar (o alguna cosa de Ricard) / Historia de un jabalí (o algo de Ricardo).

 

Internacionalización

La trigésima edición ha supuesto la recuperación de la programación de fuera de nuestras fronteras y la reanudación de todas las líneas de internacionalización que el festival impulsa. Este año la presencia de artistas de varias partes del mundo ha vuelto a las cifras habituales.

Entre los grandes nombres de la escena internacional que han estado presentes en esta edición están Christoph Marthaler con Aucune Idée, Alain Platel con Gardenia, Christiane Jatahy con Entre chien et loup, Romeo Castellucci con Bros, o Guy Cassiers con Antigona a Molenbeek y Tirèsies, entre otros. La presencia ya usual de algunos de estos dramaturgos constata que, desde hace un tiempo, varias compañías de renombre incluyen el festival en sus giras europeas.

Durante esta última edición, Temporada Alta también se ha consolidado como punto de encuentro de los profesionales de las artes escénicas de todo el mundo. La organización desde hace más de 10 años de la Semana de Programadores y la acogida del Satélite IETM este año en Girona han sumado 224 profesionales de 24 países.

Después de cancelar el acontecimiento el 2020, este año se ha recuperado la presencialidad de la Semana de Programadores, ofreciendo a los creadores y compañías la posibilidad de exhibir sus espectáculos y proyectos a los 85 profesionales nacionales e internacionales que han asistido.

El equipo organizador del Satélite IETM (una red internacional de profesionales de las artes escénicas) ha elegido Girona como subsede para la edición de este año, trabajando juntamente con el ICEC (Institut Català de las Indústries Culturals) de la Generalitat de Catalunya y el Institut Ramon Llull, y con Temporada Alta como colaborador artístico. Unos 139 profesionales han tenido acceso a una programación conformada por propuestas Internacionales y del Estado, y han dialogado alrededor del tema principal: la sostenibilidad y el futuro de las artes escénicas en un mundo en constante transformación que la pandemia ha acelerado.

Temporada Alta también ha participado en dos proyectos que tienen por objetivo favorecer la circulación de artistas a nivel europeo: Pyrenart y People Power Partnership. El proyecto transfronterizo Pyrenart, que ha unido ocho socios del norte y el sur de los Pirineos, finaliza después de 5 años de trabajo conjunto. People Power Partnership, por su parte, continúa trabajando después de presentar el primer espectáculo en Temporada Alta, titulado Mirrors of human nature. Los 8 jóvenes vinculados al festival, y que participan en el proyecto, están haciendo sus residencias por Europa para poder crear un espectáculo de gran formato que se podrá ver en las futuras ediciones del festival gerundense y en otros puntos de Europa.

El festival también recuperará este 2022 la décima edición de Temporada Alta en Latinoamérica, con la colaboración del Instituto Ramon Llull, que tendrá lugar durante el mes de febrero en las ciudades de Buenos Aires, Montevideo y Lima. El proyecto transatlántico, que desde hace años ayuda a internacionalizar la escena catalana, también organizará una nueva edición del Torneo de Dramaturgia Transatlántico.

 

Producciones y apoyo a la dramaturgia

Uno de los ejes principales del festival es la colaboración con compañías, productoras y equipamientos del país y de fuera. Este año, el festival ha programado 26 espectáculos que son producciones propias o que ha ayudado a coproducir, 19 de los cuales tienen garantizada gira o temporada en teatros –6 de los cuales en el extranjero– después de pasar por Girona.

Una de las líneas que Temporada Alta ha continuado impulsando ha sido la de invitar a grandes directores internacionales a trabajar con equipos nacionales. En esta edición, el director ha sido el lituano Oskaras Koršunovas, que ha dirigido L’oncle Vània de Anton Chéhov con un reparto del país encabezado por Julio Manrique. La obra es una producción del festival, que hará gira por Catalunya una vez acabe la temporada actual en el Teatre Lliure de Barcelona, coproductor del montaje.

También se ha vuelto a programar Història d’un senglar (o alguna cosa de Ricard) / Historia de un jabalí (o algo de Ricardo), el montaje que el año pasado se estrenó en el festival, dirigido por el uruguayo Gabriel Calderón e interpretado por Joan Carreras. Desde entonces el espectáculo ha merecido el premio Max 2021 al mejor actor y también dos premios Butaca 2021 en las categorías de Espectáculo de pequeño formato y Actor teatral, y hará una segunda temporada en Madrid.

La apuesta por el apoyo a la dramaturgia se ha reforzado estos últimos años, coincidiendo con un momento en que la pandemia ha afectado sensiblemente el sistema de producciones del país y los recursos disponibles por las compañías. Este año el festival ha producido El cos més bonic que s’haurà trobat mai en aquest lloc, de Josep Maria Miró, con dirección de Xavier Albertí e interpretado por Pere Arquillué, y I només jo vaig escapar-ne de Caryl Churchill con dirección de Magda Puyo, esta última con una próxima versión en castellano, Solo yo escapé, y con temporada prevista, también, en Madrid después de la gira actual por Catalunya.

El festival también ha conseguido que antiguas producciones propias continúen su exhibición nacional e internacional. Es el caso de La Calórica, Shaday Larios y Jomi Oligor o José y sus hermanas, que presentarán sus espectáculos en Madrid durante el 2022. Más de 15 producciones de otras ediciones tienen programada gira.

Con una mirada cada vez más internacional, Temporada Alta ha ayudado a compañías del país a entrar en circuitos internacionales y a encontrar financiación fuera de nuestras fronteras, a la vez que ha colaborado en las producciones de compañías extranjeras. En cuanto a los espectáculos del país que ha coproducido encontramos Sonoma de La Veronal, FAM de las Impuxibles, Ofèlia de Àlex Rigola, Els àngels no tenen fills de Clàudia Cedó, Highlands de Mal Pelo y Arbres, vodka i naus voladores de La Calórica, entre otros. En cuanto a instituciones y artistas internacionales, el festival ha participado en las producciones de Bros de Romeo Castellucci, Terebrante de Àngelica Liddell, Aucune Idée de Christoph Marthaler o Saison de Cirque de Cirque Aïtal, entre otras compañías y artistas.

Por undécimo año consecutivo el festival también ha producido el Torneo de Dramaturgia Catalana que, con el apoyo de la Fundación SGAE, este año ha proclamado ganadora Bárbara Mestanza. Tal como se hizo en la última edición, los combates se han podido seguir también por streaming.

Las fechas en que se celebra cada año el festival y su proyección, han convertido Temporada Alta en el marco idóneo para estrenar los principales espectáculos que se verán el resto de la temporada en Barcelona y Catalunya. En esta trigésima edición, el festival ha acogido 25 estrenos absolutos, 9 en Catalunya y 9 en el resto de España.

Les irresponsables de Javier Daulte dirigida per Sílvia Munt, Final de partida de Samuel Beckett dirigida per Sergi Belbel, El gran comediant de Joel Joan y Héctor Claramunt y El nedador del mar secret (Premio Quim Masó) dirigida por Jumon Erra, son algunas de las obras que se han estrenado en el festival y forman parte de la actual temporada teatral catalana.

Con la progresiva vuelta a la normalidad en la edición 2021, la programación A Distancia que se impulsó el 2020 se ha reducido. Durante este año, este formato ha permitido emitir el torneo de dramatúrgia y proyectar propuestas digitales como Movidas raras de Rodrigo García, Lázaro de Lagartijas tiradas al sol y Miss universo de Juana Dolores. El futuro de A Distancia lo decidirán los artistas, que a partir de ahora podrán aprovechar las posibilidades que ofrece este formato para desarrollar sus proyectos.

 

Proyecto social y educativo 

El proyecto central que vehicula el compromiso educativo de Temporada Alta es A Tempo – Artes y Formación. En su quinta edición, el proyecto impulsado por la Fundació La Ciutat Invisible con el apoyo de la Fundación Banco Sabadell, ha retomado su formato presencial habitual con una programación más amplia de actividades, donde han participado un total de 53 centros educativos entre públicos y concertados del área de Girona, que supone la cifra de participación más alta desde que empezó el proyecto en 2017. Un total de 2.693 estudiantes han participado del proyecto A Tempo – Artes y Formación, con 111 docentes implicados.

La vertiente social del festival se ha vehiculado, sobre todo, a través del programa de entradas sociales. Un programa que, colaborando con varios mecenas (como la empresa gerundense COMEXI) y con El Cercle de la Fundación La Ciutat Invisible, permite ofrecer entradas a precio cero a varios colectivos. Este año se han entregado un total de 3.975 entradas a colectivos sociales y educativos.

Intentando ir más allá de la propia programación, se han ofrecido 28 actividades complementarias, entre las cuales prefunciones, postfunciones, charlas y encuentros con compañías.

 

Espectadores y territorio

Con la progresiva vuelta a la normalidad, Temporada Alta ha registrado 7.800 nuevos compradores respecto a la edición anterior. En cuanto al total de público, un 13,27% han sido compradores menores de 30 años y un 34,5% de fuera de Girona y provincia. La media del público que ha asistido a espectáculos presenciales ha sido de 44 años (el 65,90% mujeres, el 31,75% hombres y un 2’35% otros espectros de género).

El festival, este año, también ha estrenado una página web con registro previo (Mi Festival) que presenta contenidos y recomendaciones personalizadas con la idea de ofrecer una experiencia web y de información adaptada al perfil de cada comprador. Se trata de una iniciativa inédita en el ámbito de la cultura en el país.

 

Retrono económico del Festival

Temporada Alta actúa cada vez más como elemento cohesionador de la sociedad gerundense y de toda su área y hace de motor económico de la ciudad y su entorno. La cifra total de personas que se han desplazado hasta Girona o Salt para asistir a Temporada Alta ha sido de 6.799.

Este año han trabajado para el Festival 1.177 personas, con dedicación muy diversa: contratadas por Bitò o por los espacios de exhibición, facturando al Festival (producción, técnicos, administración, prensa y comunicación, personal de teatros, cartelería, runners, taquillas, relaciones públicas…) o desde empresas que colaboran. Así mismo, los equipos artísticos y técnicos de todos los espectáculos que han pasado por el festival han tenido trabajando 857 personas y se ha trabajado con más de 320 proveedores externos.

En cuanto al balance económico, la partida de ingresos del Festival (que tiene un presupuesto global de 3.304.925€) se distribuye de la siguiente manera: taquilla 22,97%, Departament de Cultura de la Generalitat de Catalunya 21,19%, esponsorización 18,55%, Ayuntamiento de Girona 13,62%, Diputació de Girona 8,01%, INTERREG (Pyrenart) 3,84%, Ministerio de Cultura (INAEM) 1,96%, Ayuntamiento de Salt 1% y PPP (Europa Creativa) 0,96%. Esto se acerca bastante al que se considera ideal (33% a partes iguales de aportación pública, taquilla y patrocinio privado). En esta edición del festival estos porcentajes se reparten de este modo: 46,74% de aportación pública, el 30,29% de esponsorización y otros recursos, y el 22,97% proveniente de la venta de entradas.

 

Noticias relacionadas
Berenice_Castellucci__Isabelle_Hupert
Werther-_copy_roserblanch
ESP_Infografia_Balance_TA23
Casares_y_Camus
People_Power_Partnership
Loncle Vania
Últimas noticias
Ayer intente suicidarme
Aida Colmenero
Experiencia La Joven
Cartel Taller Danza Tradicional madrileña
eltraje_01
Camaradas